YASURI DEL MAR GUASARE

ANTIRITMOS

I

Le devora el pensamiento

y poco llevándola cual lluvia

entramado

ahogado y fosforado

indio, fosco

II

Lenguaje tapiz

& volutas de humo

sueña con volverse pájaro

f r e n é t i c o d e s m e l e n a d o

la niña sin color

no logro

dormir

III

Escaramuza

en el fingido rictus que deja el rímel

Ella sueña

c o l o r d e i n c e n d i o 

& primitiva atmósfera.

Fragmentos incandescentes al ritmo

de una máquina de coser

IV

Purificado por el silencio

sin semilla hondamente

engarrotado

Lo reescriben a 

los surcos de la tierra

no

encuentra el centro

V

Dejó de fluir

puesto al revés inteligentemente

extrañado 

no pudo escapar

fosforado y nubente

el ojo del estanque

que horadó

VI

  1. Su rostro es la lluvia fosforada (c u e r p o q u e b r a d i z o) / pachama es su vestido de vapor
  2. Sus manos están compuestas por un cielo extraño, que es el lancuyen, que es la textura de su ausencia
  3. Sus pies son la semilla sin raíz: urishe, el humo de una vela (a m u l e t o c a m u f l a j e)
  4. Su corazón mapu che / selk´nam. Su corazón es el soporte de su Dios, rehue (& la estridencia cósmica)
  5. Su piel reproduce la mecánica de las nubes que impregna el cielo del hombre explosión (colicura es el aire común o los despojos del amor)
  6. Su espíritu es un relato que se ha perdido (a r e n i z c a) / (lican ray es el dibujo-destino)

CARTOGRAFÍA Y SUMIDERO DEL MAL

EN GASÓMETROS SOCAVANDO TAMIZ Y BORBOTEO YASURI LA ABANDONADA LATINOAMERICANA INDIA LA CIUDAD DESCENTRADO RITUAL EN BUSCA DEL MAR GUASARE ES LA IDENTIDAD EN TRÁNSITO LLANTO AYMARA DIBUJO SELK´ NAM YANOMAMI POR LA VIOLENCIA DE LOS MARES RASCACIELOS & MÉDANOS TE AMO

YASURI TIENE EL MODO DEL MAR. 

YASURI QUINCALLA ARRASADA POR EL OLVIDO

Que ciele. Yasuri es la voz desplegada. Yasuri es el lenguaje roto que debemos recomponer. La ciudad se desvanece tocada por la lluvia mientras el laborioso gusano subterráneo brizna / a b r a s a d o r p u r p u r a n t e que blasfemia. La chica no deja de suspirar hasta olvidar su primer nombre y la gente es un conflicto de luz y viento. (Yasuri 50% guacamaya vuelta escaramuza / el sueño / las postales con nubes de julio & fumarolas saliendo de la boca de un volcán-anguila en las playas Mar Guasare). El mundo corre a 60 kms/hora mientras la hierba Yasuri crece sobre la tumba de mi hermano (el viento agita el cartel que incluye iguanas de tarde verde oscuro sobre las piedras de la playa y parece que lloverá un residuo invisible). Mar Guasare consagra a la mujer con sueños de greda y de amianto, mujer con nalgas de primavera y sexo de yacimiento. Yasuri hojarasca / semi-cielo. Yasuri sueña con fragmentos de cosas que dijo y que no dijo. Yasuri odia los zoológicos. La flor que ha perdido el color se convierte en una frase inexistente: Espesa superficie de mis sueños salpicando el regulador de las horas y de la tierra árida

2am. Rara vivencia

DE LA ESCENA ANTERIOR SE DESPRENDE:

Aura sutil

Mar Guasare: Alfabetización primitiva

Chajá (cutícula) / De pronto, tejemos un drama

ZAPALLO (UNA TARDE) & LA RESPIRACIÓN ENTRECORTADA

Yasuri traspasada por la luz / desde la flor retorcida, desde el rehue o paraíso negado / ¿has visto a Rosa Reptil? (Si, está como proyectil: Como un ready-made incandescente en el B-52) / Detrás de los árboles & a las 6pm volvían a pasar las grandes ruedas con sus dramas suicidas: y los ojos del voyeur que blande en el lamé / caminó toda la noche sobre infinitos desiertos blancos hasta la puerta de una habitación llena de oleajes: & desapariciones instantáneas / se fascinó de Mar Guasare pero la postal viene de aviones que cubrieron Cielos La Peste bajo el moluche de luna llena (como sobreviviendo al olvido) / y desde sus propias almas han dejado caer al perseguido que hay en ella / (cielos que se yuxtaponen): hondura evocadora de angélicas lluvias & Parque A se ilumina sobre sí mismo: / + sobre el tendido eléctrico: irreversible, su propia sombra es un truco de magia

VÉRTICES: RECURRÍ A OTRAS FUERZAS

La pastilla de goma del voyeur versus / los cielos del mal: el sol se drapea en el huinca y ante los ojos de Cristo (crepuscular pájaro en el chajá) / ella duda del mundo bajo el bombillo de tóxica saliva y por todos lados / (La plaza era su escrito) / los insondables desiertos y muere por falta de luz después de comulgar / (non sense en el óxido fatal de un cowboy & los desiertos rouge que iluminan esas marcas en el cuerpo / se derrumban horizontes: (niña chaica / boomerang amor entre volutas de humo) Yasuri mira los diámetros de la plaza, mientras se esconde detrás de un dios cuya blasfemia química es el misterioso tacto de la clarividencia / (pensamiento por film) o por fotografía: los infinitos ángeles -iluminados por el neón- son las últimas páginas de un libro mientras el voyeur bendice los cielos del ferrocarril / & la lluvia que se escurre por su carne tuerce el lenguaje de las 4 am ydesde la acera del frente es el muslo / un fragmento / (en sentidos equivalentes a un cielo) & la zanca endolor astillante hasta el último aparato de radio

EXTRAÑAMENTE TODO SE HA VUELTO GRAMA

cielos Paraguaná: De su muslo cuadrante iluminado es el hecho fugaz que contiene la trizadura / :de cada escena & automatismo /  módulos fragmentarios/ subir hasta los árboles, romper las ramas & completar el renunciamiento / el gesto simple y con ellas la novela privando el goce carnal de esa agua / al finalizar la tarde, en apariencia desoladora & zafarrancho / trenza el topacio / Yasuri; alegre lentejuela y marlo de maíz: trazado radical y replicante entre lo lila / quizás nubes de octubre en otras regiones: destinos y luciérnagas escribo / desde el laberinto infinito en cartón piedra que es su vivienda / acude al foco / la escena / esto es: Polvo alquímico/ ella cutícula en el lambeteo que se riela en la desmesura, moja una lengua y el cielo se resuelve en lluvia, en orificio y en lugar tumbes y orden / construcciones / & presente urbano / desear ser un ángel dentro de una revista al final de un cielo: con mar guasare (coqueteo & correveidile)

DIÁLOGO & ESPINAS DE PECES MUERTOS

La otra historia es falsa: El sujeto posiblemente se vea obligado a revelar sus secretos / aspirar el polvo seco del cielo / cegado por la historia en revés (rociado antes por el milagro en la cara) / el juego de la pierna que disipa el área en eros: (Bajo el yage mexicano) / Para apresarla / para terminar desarrollando una conciencia animal / & la mentira es la premisa fundamental (su piel es un crimen diminuto) / él confunde la salida por la de un cubículo y caracoles de humo / ella cauteriza el aire y el amor es el vínculo con todas las sustancias / preludia su monólogo / se desparrama / y son fragmentos / De un aire titilante de lo ficticio / ella se ahoga en su cielo (subterráneamente) / lo sé: La transmisión se pierde en fosgeno dawson / en tiempo y derrotero para inventarme un río / un reloj sin los punteros / de planetas / (canciones oscuras i suyai)

4PM. HILITO DE LUZ (YASURI COLOR DE INCENDIO)

eres la orfebre de la noche. Yasuri del Mar Guasare, fantasma en llamas, soñarás con cielos que, más tarde, serán olas, algas y hombre-arpón. Dirás, poema-escaramuza / dirás, chasquido de dedos. Yasuri describe la lluvia sobre la mujer-ciudad con un misterio surrealista. Mar Guasare y entre relámpagos, comprobar cada recuerdo como mixtura rozada por las aves. Yasuri vieja apariencia / mar roto /: todo con el fin de hacerte un álbum de imágenes vagamente recordadas (una canción para llorar). Las ramas que se agitan antes de la tormenta te invitan a vagabundear y a lluviar la memoria de Yasuri & hombre. Un zapato abandonado / todo choca contra diferentes nombres. Yasuri se adhiere a una nueva experiencia y se agotan las miradas / es la intensidad que escarba el aire de la tarde /  según las estrellas y su polvo quemante (vestida de lluvia). Yasuri se desmaya entre árboles enfermos. ¿Volverá a mí: la noche? / La eterna noche y los grupos de la oscuridad han quedado reducidos a una canción por radio 

(Chongo) / Manchas informes (Polvo alquímico)

2:30pm

IMPERIO DEL SUEÑO EN LA MEMORIA DE LA PIEL

La tapada por el paraíso en el revés de la página (el güiro desatándose masivo) / a un par de diálogos / sobre la nariz horadada de fórmulas / la falsa comparación en puro desvarío y la lluvia es hembra, indicadores y rótulos en el fetiche Juárez / orden de su imaginación, las estrellitas percutadas en dos zancadas: (Suscitar, sin embargo esquirlas) / metieron al esquizo en una cajita de acero inoxidable aliado en el tórax de R.S. que nunca falla / graznidos de un cuervo le han negado esa luz que aprovecharon contendidos / y por acceso de tos, por los pliegues: (encerados) en el chasquear de dedos pienso en los que se suicidan por hastío / la muchacha inocente por / Estampa que fosforece en el chute: (caleidoscópicamente) (4 personajes sobre la playa)

EN EL CALEIDOSCOPIO DE PARAÍSOS FÉRTILES

se pinta la línea de las cejas como ensayo general / empalada por la página en blanco (cuerdas) en el aclimatado propio del Tijuana / y lo sucedido (tarda) como si afuera lloviera estrellas / que estoy anudada / temblando: h. desaparecida camina a mi lado y somos dos amantes extraviados por el terror impuesto por las flores / (un pez) los cielos cambian de sudor & saya. De piel como serpientes o la auto impresión en un parque de zapatos / no aún / en gasómetros socavando tamiz y borboteo & perfumada / de pie (como esperaba a su padre: Yasuri en sueños verde florece) / en tanto la ciudad en sus requiebres dice: desparramando el cielo (cayó como la chica cochayuyo) / cegada y conjurada / rociada, antes, por ella en la cara como un espíritu en zigzag / La ciudad de las mariposas (si, a ojomalo (lo plomearon) & comics de colores)

MAR GUASARE & ESTRIDENCIAS CÓSMICAS

Un camino de hormigas bajo la iglesia rota por la pureza: Llegó el sonido. El hombre-ángel hará cantar a las multitudes y todo será barrido hacia el mar. Camina hacia la luz, mujer ciudad / mujer flor. Yasuri se oscurece tras los árboles, no cree en lugares abandonados y sus hijos se protegen. Desiertos y llorar. Mares y repetir. Abrir los ojos, lejos del amor y lejos de las ciudades color de incendio: Libre del tormento de los zapatos rotos en el miché de algunos pájaros-oklahoma. La mujer abandonada reclama sus hojas de mar, su trono y sus caracoles: Arrasando la sabana; la mujer ciudad con furia ametralladora, con estallido, bajo sombrillas nubentes, con gestos, mirando pájaros chatarra y con olas del tamaño del horror & del tamaño de las piedras.

Blasfemia química: 

Lenguaje – cuchillo / Lenguaje – venda. 

En ese borde de incerteza, la sola mirada frente al mar fue su Caracas personal.

(Zumo) del Cholay. Fosforecen el amor y las ciudades.

TROPICALES ADYACENCIAS DEL VESTIDO 

tanto se habló de un total olvido (después de trapichear con el culo) / la santidad que intenté / pero las palabras del mal permiten la combinación infinita hasta dar con la substancia que vincula los recuerdos / y todos buscan a un personaje: Punzocortante / experimental / prolongando los registros paranoicos (el rechute hecho beta que se expone) / appliqué y desorden en el pensar (inhalado por un drogo s.i.p., o.n.u. o c.i.a.) / sin embargo, expuso el pellejo correoso (como variable) / ¡glup! ¡glup! A zarandear la lumbre del vestido / Calidoscópico: el lector blanco es artificio (no por metamorfosis) / al atardecer las tramas íntimas del Cristo desangrado (y su aureola por meadero es ya infamia que quema) / por pesadillas a media luz: El rouge que insulta + (El interior que palomina a Yasuri latinoamericana)

PARAGUANERO POR TEMOR AL OLVIDO

a quinientos / En nombre de Dios / llevan sol en un cántaro de agua y algo del guamachito de tierra / y tanto / el hueco / por escrito -que no- / donde varó el cielo con círculo de fuego / (Al norte del paraguanero) / Desde donde se abre la pesadilla infantil / por donde transcurre / fundaron al norte de los aviones / (las trinitarias): en vestido de vapor (palisandro) / en forma de pensamiento el pájaro viejo, el sueño & nubes de mosquitos / sus antiguas familias cuyas cabezas como fumarolas saliendo de la boca del volcán-anguila en las playas hierba del Mar Guasare i crecer sobre el mármol como pájaros que se impregnan de lluvia y producen música / como peloticas de anime sobre una playa vacía / que se cruzan / con ángulos caídos / por donde transcurre el otoño / & rapé de piedra correr / + huyen como inflamados por una entidad fosforescente / un muelle en donde está Dios: Y que es una habitación oscurecida al mediodía / donde no puedo verme las manos / Que ciele, (dizque)

LA HEBILLA DE FLORES VIEJAS & QUETRUPILLÁN DE AIRE

Como el escalofrío de los pajaritos de cabeza rota, me llama a pulular / me llama la iluminada / yasuri tocada por la llovizna: líneas de conexión (como la memoria) / (por la penumbra) visiones / y del pensamiento: agua, terrones de azúcar y laberintos en el sol / fuera de la pesadilla: la temible flor / late el forado femenina en la fugacidad del rímel a lo zape largo de los muelles /: En derredor, el horrible mar ennegrecido y ángulos de cielo azul china & wilka / ella arena de Guasare sueños de naiboa y son playas bajo reacciones animales como del cholay / & muñecas en iridizada cicatriz de polifonía (fingido rictus): que la subalterna / y la deambula fantasmalizada en rostros anónimos que sueña con ser postal i segmentar (pulir) el deterioro de sus misterios. Sabe que la concepción del orbe es imperfecta y el atrevimiento de vivir en la incerteza como maquinaria del deseo final perdido /  en marítima taquigrafía de arena / En un susurro apagado: / en pétalos de piel / (Cinematográficamente +)

LAMÉ DOMADORA POR UN PELO EN LA LONJA

soy la justa caída en laberíntico desamor / (Como una puesta en escena) / Y en la inusitada circunvalación ilumino biografía y aureola / someto escogidos / desmemoriados: la Penca & ángel: se desvaneció y la euforia naranja de las bombas de hidrógeno cubiertas de palabras i luces devoradoras continúa hasta la eternidad (como cabulla, como ranchando a Yasuri) / obsoletos que de la sombra queman los cielos rotos / quizás flores & la fugacidad de las playas (fosforecen) bajo los cielos tumbes: aire en el miché bajo las estirancias de las volutas de cigarrillo de los motorizados / Purificados: conocer su interior significaría ver los cardos del paquidermo / Lázaro: la memoria del mundo & (su exposición infinita) e inflaman mallas y: cavan en res / (culilluo) en su aire de / Si, ella ínsula (Coño Lamido, Morocco & Burroughs)

MUSTIO GORGOTEA EL GARABATO

zona de derrumbes: Toda oscuridad guarda un equilibrio que ilumina el vértigo del desamor / hoguera, muermo & ceguera / ayahuasca su destino: pacer la flor, florear / Relojería cuyo cielo: inmundicia (mixtura) / y tuyuyo en el grito nocturno del hombre-arpón: aguarapado directo al apéndice / lóate el virago: anegan neones / en el mar: en el desierto / regocijarme en el escondrijo  y en el esquilme del chiquero: quemante la ciudad / ella Yasuri x en el chute / llovizna del tapizado de cocuyos como el rutilo de brotantes vórtices versión de remolino / & precipita su reloj-órgano en sonoras desgarraduras en la chalina de 3 metros que se desdibuja en la última gota desde donde cuelgan a los pieles roja / ella x Yasuri cuerpo aéreo rozado por las aves / los / y se contraen / en el gamelote nadie reconoce la ciudad desconocida: corazón jíbaro en falsa mueca / (pele el ojo) mucosa & castaña / Inconexa / Alimenta (enfundada) el cielo en su poder:

ZIGZAG EN EL TRAZO DE LA MAMPOSTERÍA

cuerpo: Y rostro perdido: soplo y cielo / se desvaneció en el crepúsculo gris / en el bricolaje del mal / cerrada & fluorescente tornasol de multitudes anaranjadas en acuarios, parques i templos zoológico (de tripa viva) en la mañana artaud e imposible de disolver bajo la luz del guayana / Se quema abierta / se cortan las líneas de conexión contra el grito de su carne atravesando el color de plazas, toloache, cacerolas & remotos cielos en sus ojos / desolado vacío: son ciudades musa mezcalina copulándose al león / o apariciones del mundo sublunar que suben a los cielos en su perplejidad / Mínimas, estremecidas máquinas deseantes (Deleuze & Guattari) / los comechingones dicen: se reverdece a pedazos / sucias confesiones: (zigzagueantes)

Marcelo Seguel Bon. Nació el 11 de mayo de 1963 en Santiago de Chile. Estudió enseñanza básica y media en la ciudad de Viña del Mar. Estudió Literatura, Filosofía y Educación en la Pontificia Universidad Católica de Chile. Vivió desde 1989 hasta el 2016 en Venezuela. Se formó con los escritores Igor Barreto, William Osuna, Miguel Márquez y Judit Gerendas. Publicó Los paisajes imposibles en el año 2006 (Editorial El perro y la rana) y, de manera digital, Yasuri del Mar Guasare el año 2018 (Ediciones Madriguera). También, ha sido incluido en diferentes antologías de poesía latinoamericana en Venezuela, Argentina y España. Desde el año 2016 vive en la ciudad de Temuco, Chile.

Share this Post