si tan solo una vez
nos abrazáramos en la colina
en lo alto
como si fuéramos los únicos humanos

chillido de aguililla ártica
inicio de un largo relato
canto Yoik del chorlito
como vino

la mirada clandestina del zorro polar
camino a la más bella historia
de nubes blancas




vare moai oktii
salošeimme duoddar alde
allin ja áidna olmmožin

boaimmáža biškkanas
guhkes máidnasa álgun
bihčosa luohti viidnin

njála suollemas geahčastat
bálggisin vilges balvvaid
čábbasamos máidnasii




me encierro a mí misma entre mis brazos
huyo de los mordiscos del viento
no es este mi hogar
y los abedules
al calor desgarran hasta convertirlo en cristales

olvido el hielo
que se arrastra a mis venas
la oscuridad derrite el egoísmo
y no sé
cuándo la escarcha vencerá



fátmmastan iežan sallasan
báhtaran snealku biekka
dát ii leat mu ruoktu
ja lánját
gaikkodit lieggasa sáisagin

vajáldahtán jieŋa
mii njoammu suonaide
seavdnjat suddada iešvuođa
inge dieđe
goas bihci vuoitá




taza vacía
sobre una mesa solitaria
ventana desnuda
abierta a la oscuridad
pasos
que solo llevan hacia adentro
voces
que escapan de la ventana
cuervo
que responde
lo sabe todo




guoros gohppa
oktonas beavddi alde
lássaliinnehis lássa
rabas seavdnjadahkii
lávkkit
mat mannet dušše sisa
jienat
mat báhtarit lássaráigge
ja vuoražas
mii vástida
diehtá buot




miéntanme
traiciónenme

de ustedes
poemas escribiré




gielistehket munnje
beahttet mu
čálán dis divttaid



el retoño no pregunta la hora
tiene tiempo de sobra

el árbol pregunta la hora y calcula
cuando desaparecerá el ímpetu de su savia

el árbol muerto en pie no pregunta la hora
tiene tiempo de sobra




látnjá ii jeara diimmu
das lea mearihis olu áigi

muorra jearrá diimmu
ja rehkenastá
goas máihllis láhppo sohkar

soarvi ii jeara diimmu
das lea mearihis olu áigi




lanzo el ancla
al hoyo de una nube
trepo la soga
a la cima de los abedules
agito el meñique
saludos a las hormigas



balvaloapmái
darvehan buttu
gavccun oara mielde
soahkegierragiid bajábeallái
ja seaván orbbežiin
dearvvuođaid gotkkaide
giitu mu oasis



deja a nuestras pieles
olerse primero
espera
que se conozcan



divtte liikkiideame
vuos susttašit
guđet guoimmiska
vuorddes dassá
go oahpásmuvvaba




luego de todos los carpinteros
los dedos del músico
son como aliento de césped

y yo resueno
toda la noche



buot ákšoalbmáid maŋŋá
čuojaheaddji suorpmat
dego rási vuoiŋŋanas

ja mun čudjen
oppa ija


tu foto en el estante
vigila mis pasos
así como la piedra ancestral
vigila el lago lleno de peces
ahuyenta a los extraños



du govva hildus
gohcá lávkkiidan
nugo sieidi dolin
gozii guollás jávrri
balddii vierrásiid eret
sobre mí pasa el viento frío

se me hiela la piel
se congelan las venas
se escarcha el corazón
viento frío
alrededor y dentro de mí
sobre mí y bajo de mí
dentro, dentro de mí

qué haces con los cerillos
¿y el candelero? ¿y la antorcha?
cuándo has visto al hielo arder

sobre mí pasa el viento frío

se sofocan las llamas, las hogueras
el viento acaricia mis mejillas
mis hombros, mi pecho
seguro y conocido viento frío

preguntas cómo me apaño con el frío dentro de mí
soy viento nevoso, viento de niebla helada, viento gélido
soy yo

¿también se acaba el viento frío?
cuándo cómo
y por qué

ventila el viento frío
sendas cubiertas de nieve, caminos
alrededor y dentro de mí
invierno

quince años de invierno
no rinden más los fuegos, tampoco las manos
el viento frío abraza, sostiene
mi viento frío, a mí

¿recuerdas cuando el volcán lanzó al viento todo su corazón?
la polvareda ocultó al sol
hace quince años
el sol no se ha dejado ver, no ha entibiado
el único que podría, algo

el viento frío se mueve en mí, conmigo
alrededor mío, sobre mí
dentro de mí
viento frío


guoldu johtá mu badjel

liiki galbmon
suonat suossan
váibmu spildon
guoldu
birra ja siste
alde ja vuolde
siste, siste

maid dagat riššaiguin?
giilluin? spáidariin?
goas leat oaidnán jieŋa cahkkaneamen?

guoldu johtá mu badjel

jáddet dolanjuokčamat, sajošdolat
guoldu njávkkada nieraid
hárduid, ratti
dorvvolaš oahpes ruvaš

jearat mo bivan iežan siste
lean guoldu, ruvaš, vaššu
ieš, lean

guolddusgego geahči?
goas? mo?
ja manin?

guoldu guolddusta
bálgát jovgojit, geainnut
birra, siste
dálvi

vihttanuppelot jagi dálvi
eai bastte dolat, eai gieđat
guoldu sallu, doallá
mu guoldu, mu

muittátgo go dollavárri čolui áibmui oppa váimmus?
gavjabalva čiegai beaivváža
vihttanuppelot jagi dassá
iige beaivi leat šat oidnon, liggen
áidna mii sáhtášii, juoga

guoldu johtá mus, muinna
mu birra, badjel
siste
guoldu




relamo
la lustrosa seta

la crema
se hace mantequilla




njoalun
silkeguobbara

lákca
šaddá vuodjan




mis dedos
revisan el bosque
buscan
aún tu aroma
a pesar
de los tantos meses



suorpmat
čáŋadit vuovddis
ohcet
ain du hája
vaikko
jo máŋga mánu


el temporal
chapotea en mí

a través de los cielos

llega el estruendo
a su destino
tres meses después



bajándálki
vuojada mu siste

ravddas ravdii
miehtá almmiávgadasa

jietna joavdá easkka
golmma mánu geažes



lo que más busco
es lo que más hallo
botes de invierno
meciéndose en mi cama


mađe eanet ozan
dađe eanet gávnnan
dálvefatnasiid
govddodeamen
iežan seaŋggas




en los primeros pasos
del baile de la felicidad
se escucha ya
la rutina del día siguiente




lihku dánssa
vuosttas njuikestagain
hurada jo ihtáža
ránes luohti



yo
yo misma
justamente yo misma

soy tan importante
muy importante
muy muy importante

lo demás
una roca solitaria



mun
mun ieš
aiddo mun ieš

lean nu dehálaš
hui dehálaš
hui hui dehálaš

loahpas
oktonas geađgi




justo cuando alguien
empieza a ver las cosas por lo que son
la desganada hacha de la vejez
empieza a cortar las ramas de la memoria



aiddo go olmmoš
oaidnigoahtá bastilit
hovkkehuvvama meres
čuollagoahtá muittu ovssiid




en las venas de la mano del anciano
los últimos rayos
del sol de la vida



boares olbmo gieđa suonain
eallima beaivváža
maŋimuš suotnjarat




la cortina de lluvia
tan tupida que ni un grito
la perfora


goaikkanasseaidni
ii gullo gáranasge
ráhkos dal čoddat vehkui



siciliano,
me preguntas por el cortejo amoroso
de nuestros novios
por nuestras viejas religiones
por sus altares de piedra

de los que no sé nada

y me avergüenzo

sería mejor si me preguntas
por las costumbres
y las creencias
de los finlandeses

que sí conozco

y me avergüenzo



sisilialaš
don jearat
makkárat min soagŋovierut
dološ jáhkut, sieiddit

in dieđe
ja heahpanan

jeara baicce
makkárat suopmelaččaid
vierut ja osku

de dieđán
ja heahpanan




traductores:
Zoila Forss & Roxana Crisólogo

Inger-Mari Aikio nació en el norte de Finlandia. Nación Sámi.
Es poeta, escritora, traductora y productora de documentales y videos musicales. Trabajó antes como periodista, presentadora de radio y reportera.
Publicó siete libros de poemas, dos libros para niños y una novela para adolescentes y jóvenes adultos en idioma sami.
Apartes de su obra han sido traducidas al inglés, español, noruego, alemán, húngaro, finés, francés, arabe, swahili, italiano y bulgaro.
Ha dirigido 12 videos musicales y 11 películas documentales.

Share this Post